jueves, noviembre 23, 2006

Cuando el tiempo pasa...

Estar enferma no me gusta. No es ninguna novedad... ¿a quién le gusta? Bueno tengo que admitir que cuando era chiquita me encantaba simular una fiebre o un dolor de garganta para quedarme en casita (lo de la fiebre lo tenía más complicado... pero mi madre se ha creído más de una... calculo que con un cómplice guiño de ojo ).

Aquellos eran otros tiempos... y si tenía unas pocas líneas de fiebre (inventadas o no) al menos me permitían observar el movimiento de mi casa un día de semana cuando se suponía que todos los niños estaban en el colegio... Siempre que uno estaba enfermo podía estar metido en la cama inmensa de mamá y papá, toda recién hecha y limpita, con la tele y el control remoto... Podía ver los programas de televisión que nunca veía, saber que a la hora de comer eran sólo papá y mamá, comer en la cama como una princesa, recibir al mediodía el beso de mi papá en la frente, y luego saber que él volvía a trabajar. Por la tarde me aburría más, y ya esperaba la llegada de mis hermanos con novedades de mis amigos y del colegio... Pero, ¡¡cómo me gustaba estar enferma algún día en esa época!! Tenía su encanto... descubría la vida del hogar de otra manera...

Podía ver con admiración qué cosas hacía mi mamá, cómo se movía por la casa, su ritmo, sus preocupaciones, su vida...

Descubría nuevos horarios, distintos tiempos, y me alegraba el silencio... Mi casa era prácticamente otra casa...

Me gustaba admirar cómo se filtraban la luz y el calor del sol por la ventana...

Todos esos pequeños detalles me fascinaban porque nunca eran los mismos cuando yo volvía del colegio, cansada, con mis hermanos al lado, el té con leche y las galletas, las tareas para hacer, los programas de televisión de siempre, la luz del sol ya tibia y baja, los sonidos más ruidosos y molestos, la casa más ocupada, la pesadumbre de una noche por llegar, una ducha por darme y un día nuevo por comenzar...

En fin... la vida del niño.... en aquellos tiempos era sólo descubrir cosas nuevas... la independencia en realidad no la tenía al 100%... Hoy es otra historia eh!! estar enferma compromete otras cosas.... Pero claro que estoy descubriendo infinidad de detalles!!

14 comentarios:

ana dijo...

MiB!

estás en casa haciendote la enferma?
uff bueno, niña a meditar, pensar y ver televisión. Ten fuerza para hacerle la lucha al aburrimiento.
Cuentame si estás visitable o si puedes salir a pasear y cafetear.

ánimo que esto pasa prontito y luego ni te vas a acordadar

Liter-3 dijo...

Mis recuerdos de cuando era una niña enferma son iguales a los que cuentas!
Enfermar de mayor es distinto, sobretodo si hay una familia con niños pequeñitos; entonces casi no puedes ni pasarte una gripe!!!
En fin, sí, siempre es un poco aburridillo.

El Padrino dijo...

Claro todo cambio, pero no se si tanto.
Los mimos de mamá seguro siguen presentes, quizas algunos sigan siendo los mismos y otros hayan cambiado.

Es en esos momentos cuando aprovecho a enfocarme.

Liter-1 dijo...

Parece que los recuerdos de nuestras enfermedades de pequeños son similares.
Que te cuiden, que te arropen, que te mime la mama. ¡cuídate, lee mucho, escucha música, imagina, escribe!

Besos

MIB dijo...

anita, por favor!! jajaa ! qué cosas dices!!! Cómo fue Sevilla... ahora me meto en el blog a ver qué dices... Sabes que la otra vez fui con mi mamá al starbucks donde nos conocimos... así es que estoy cafeteable.. claro!

Mati! liter.3... de verdad iguales?!?! jajaja parecidos ... y me ha quedado algo por decir... Por la tarde, luego de la siesta, recuerdo el sonido de la máquina de cocer de mi madre, que en la mesita redonda en la esquina de la habitación y a la luz del sol que entraba blanca a través de las cortinas, siempre arreglaba algún pantalón, una camisa, o terminaba de confeccionar algo para alguno de sus hijos...
Tengo ese sonido grabado.... y no sé por qué, cuando releí el post me vino a la mente...
Enfermar de mayor es peor!! Para las madres, si pueden evitarlo mejor! No recuerdo haber visto a mi madre en cama salvo de post operatorio... Una gran madre la mía!

Padrino los mimos de la vieja están hoy como un lujo para mí! de verdad!! Tengo muchísima suerte! Yo ando medio desenfocada... pero intento volver jeje

Elèna! liter 1... Me he quedado con ganas de describirlo mejor... me acordé de tí en las partes que tenían que ver con los sonidos.... muuuchos recuerdos me vienen en forma sonora... Pongo en marcha los consejos.... besos!

AP dijo...

Jeje.. que parecidos son los recuerdos, el sol en la ventana, la cama recien hecha.... los movimientos de la casa, los mimos de padre y madre... muy parecido!
lindo leerlo sinceramente!
Besos flaquet ya provecha para descanzar..
Chep.. se viene el cumple no?? Como van esos preparativos?

Rosa dijo...

Mona, es como si me leyeras la mente. Quedarte en tu casa era lo máximo. A mi me encantaba, toda la rutina de mi vieja, ir a hacer las compras con mi tia, esto lo otro... La tele del medio dia!!!! todo ese mundo desconocido, los chicos q volvian a su casa del cole al medio dia...
Me encanto, en cambio ahora, camino por las paredes cuando me enferma. Mi hiperactividad y ansiedad no me permiten tolerar ni el dolor ni el encierro......

Como sigue tu recuperacion??? Ahora vos estas en casita y tb podes aprovechar a tu vieja de manera diferente.....
Te mando un beso enorme, escribi q queremos saber de tu situacion!

xuxi dijo...

Ay, q bueno! lo d fingir una fiebre... Creo q todos hemos pasado por ahí... Más d un termómetro había reventado yo d tanto acercarlo a la estufa...jijijiji.. :-)

M encanta como lo has contado; m ha traído muchos recuerdos d mi infancia.

Por último, 1000 gracias por tu cariñoso sms. M pillaste en mal momento y luego olvidé responder (glubs!). Lo d mi suegra no pinta bien, pero intentamos llevarlo lo mejor que podemos.

Cuídate, mi niña!

Besitos

Mib, guapa, un día d estos es tu cumple o estoy confundida?

MIB dijo...

Agus! la infancia es siempre una edad de descubrimientos no? los más sencillos y fascinantes quizá... Se viene el cumple... qué raro no?! no he mencionado nada al respecto.. este año viene con menos fuerza! jaja pero quizá esta semana tome algo de carrera y le ponga más energía!

Rose!! jaja y vos con tantos hermanos!! en tu casa quedarse solo habrá sido un milagro!! La tele con mirtha legrand, qué embole!! bueno seguro que a vos te encantaba porque estabas siempre al tanto de todo! yo que vivía en un mundo surreal no me entaraba de nada!! jaja!! Hiperquinetic! acá ando super bien, cada día más fuerte! Estaré de baja laboral como por un mes y medio!!! imaginate si no voy a tener tiempo de recuperarme 100%!! besos a todas!

Xuxi, diosa del olimpo! yo simulaba la fiebre con el termómetro en la luz!! y siempre tenías que cuidar que no se pasara a 40º porque sino no te creía nadie!! Te mando un abrazo grande reina mora! ;o) Fuerza y entereza en estos momentos!! ahhh y sí claro! mi cumple es el 3 de Diciembre!

Liter-3 dijo...

Conocí a una madre como yo, que llevaba a sus hijos a la misma guardería, y decía que no había cosido un botón en su vida!! Ni te cuento como procedía cuando se le caía un botón a la camisa de su marido...
A mi no me gusta coser, pero tantas veces me ha tocado hacerlo. Imagino que con una familia tan numerosa como la vuestra es un continuo hacer y deshacer, entre remiendos, cambios de temporada y crecimientos repentinos.

Parece que el sonido de la máquina de coser actúa como un metrónomo en tu memoria.

Mari de Mardel dijo...

HOla MIb, y si... es cierto que tenía su encanto! A mi me daba por mirar las ochocientas fotos familiares ¡jua! tengo más años que vos, y en aquel entonces, solo había Canal 8 y Canal 10. Nada de cable! y empezaban a transmitir al mediodia! asi que los recuerdos son un tanto diferentes. Pero la sensación era exactamente la misma.
Besotes!

MIB dijo...

Mati! buenas tardes de domingo... Mirá las casualidades no?!?! tú conoces tantos lugares! me gustaría leer algo que hayas escrito mientras estabas en Argentina...quizá tenga el placer...
Imagínate la cantidad de detalles que cada ser tiene como observador individual... si las multiplicas por la cantidad de personas que conoces, lées o escuchas tendremos miles y millones de cosas que nos quedan por ver, por hacer, por conocer, por saber... Esa es la sensación de inmensidad inabarcable que me presenta el mundo de vez en cuando...

La pampa?! sí conozco.. a ver cómo jugó tu hijo hoy?!?!


Mari querida! jeje! estos links los tengo en favoritos hace un laaaaaaaargo tiempo... pero no recuerdo de dónde merd los saqué.. de verdad... viste esas cosas que van y vienen... Un día lo ví, me interesó, lo marqué... y hoy se los presento... Yo estoy mucho mejor! no sabés! una recuperación increíble... tengo tiempo todavía... pero bueno... el que no anda del todo bien es mi humor... sube y baja... como siempre... pero ahora con menos espacios y personas alrededor es como que se nota más.. jaja.

Querida soltera! que ya le extrañaba por estos pagos!! che!! Anduve en el hospital.. pero ahora estoy con la vieja en casa! no sé qué es peor! jaja No no! que no se confunda.. estoy FELIZ de tenerla acá conmigo! un lujo! Besos!

Amalia Carioli dijo...

Hola MIB! Hace un montón que no leía tu blog, tengo problemas con la conexión de Internet en mi casa, como no estoy yendo a la oficina, casi no visito los blogs y escribo más espaciado. ¿Qué te pasó? ¿fue de urgencia? Sobre eso de estar enferma… Totalmente de acuerdo, con la diferencia que cuando era chiquita no me gustaba quedarme en la cama o decir que estaba enferma. Cuando empecé, en la adolescencia, a trabajar me gustaba por ahí tomarme un día… justificado en alguna nana.
Hablando de libros ¿leíste Televisión subliminal. Socialización mediante comunicaciones inadvertidas de Joan Ferrés? Vos lo podés conseguir en España, a mí me lo mando Mati. Leí algo de E. From, hace mucho tiempo, me gustó El arte de amar. Tengo el otro libro, lo voy a volver a leer y luego intercambiamos ideas. Sobre lo de Cuba, a mí me da mucha bronca cuando la gente habla de la libertad pensando solo en lo físico. No estoy de acuerdo con algunas cosas en Cuba, pero primero hay que mirar la paja en el ojo propio, siento que hay mucha gente en mi país que no es libre aunque crea lo contrario, yo misma siento la presión del medio en muchos aspectos. He viajado por gran parte de mi país (prefiero la palabra viajar que turismo) y he tratado de acercarme a la gente de cada lugar, de pensar en lo que nos une y lo que nos separa. Es un hermoso ejercicio espiritual. Esto es largo, está más para un mail. Un abrazo grandotote.

Liter-2 dijo...

Ay, esos recuerdos... yo no tenía tele, así que mi mamá cuando llegaba del mercado me traía tebeos (comics, les llaman ahora) y me los leía toooooodos en tan poco tiempo! y reclamaba más... y...

buf, niña, ¿por qué nos haces volver a la infancia, con lo lejos que está?
;)

Un beso grande.